cerebro pnl

Últimamente se habla mucho de la PNL pero, ¿qué es eso en realidad? Seguramente tendréis las mismas dudas que tenía yo antes de leer mucho e informarme, por lo que intentaré aclarároslas todas lo mejor posible. ¡Vamos allá!

PNL, ¿qué es eso?

Ni idea, ¿verdad? Programación neuro-lingüística. Suena complicadísimo y súper científico, pero en realidad no parece serlo tanto.

Podría decirse que la PNL es un modelo de comunicación, principalmente, que identifica, define y pone en práctica formas de pensamiento y comportamiento que fomenten el desarrollo individual positivo. Para ello divide a las personas en tres tipos según su sentido predominante a la hora de relacionarse con el mundo. Así, para la PNL, hay personas visuales, auditivas y kinestésicas (usan de forma prioritaria el olfato, el gusto o el tacto).

A priori la información que recibimos está fragmentada y depende de nuestra propia educación y de nuestra experiencia. Una percepción, decodificación y uso correctos, nos ayudarían a programar nuestro comportamiento de una manera más útil para mejorar nuestra vida.

Esta teoría fue desarrollada en los años 70, en EEUU, por Richard Bandler y John Grinder, quienes afirmaban que la metodología de la PNL podría dar forma a habilidades excepcionales para posteriormente poder ser copiadas por cualquiera e incluso servir como terapia para acabar con cosas tan dispares como la depresión, la baja autoestima o la alergia.

A día de hoy no se considera en absoluto una ciencia y es una teoría bastante controvertida, que a menudo es criticada por ser considerada un fraude por la comunidad científica y una mezcla de tácticas o técnicas de otras corrientes metodológicas dentro del mundo de la psicología (principalmente constructivista) sin que haya prueba alguna de su eficacia.

libros pnl

¿De qué va la PNL?

Dicho esto, aquí van algunos postulados básicos de la PNL:

1. El cuerpo y la mente son un todo indivisible

Un único sistema. Todo lo que ocurre en la mente afecta al cuerpo y viceversa. Tiene sentido, pero también límites. Si nos encontramos mal físicamente, es fácil que decaiga el ánimo. Sin embargo, las ganas y el convencimiento de no querer ser alérgicos al polen, no nos liberan de ese mal, por lo que, en mi opinión, hay que ser un poco críticos con lo que nos dice la PNL.

2. Todos los problemas tienen solución.

Es una bonita frase motivacional pero, ¿es cierta? Podemos tener recursos, una actitud positiva, alternativas, etc., pero eso no significa que, de verdad, todos los problemas tengan solución.

3. Todos tenemos un mapa interior único.

Se refieren aquí a como cada uno percibe el mundo y se orienta en él según su experiencia y capacidades.

4. El mejor mapa consta de muchos caminos.

Entendamos por caminos recursos o alternativas para alcanzar nuestros objetivos y resolver nuestros problemas.

5. En todo comportamiento subyace siempre una buena intención.

En mi opinión y en la de otra mucha gente, éste es un punto muy discutible. No hace falta decir por qué.

6. Si algo no funciona, hay que probar otras cosas.

Puede ser cierto, pero muchas veces se trata sólo de volver a intentarlo y aprender a hacerlo bien, ¿no?

7. Es el resultado el que condiciona el significado de la comunicación.

Éste es otro punto especialmente problemático. Podemos volvernos locos pensando en cómo decir cada cosa. Sin embargo, la teoría de la comunicación demostró hace mucho que el receptor nunca entiende el mensaje del emisor exactamente como él, igual al 100%. De Aristóteles a McLuhan, hay miles de años de argumentos que echarían por tierra este postulado de la PNL.

8. Todos tenemos la fuerza que necesitamos.

De nuevo, es bonito, pero relativo.

9. No existe el fracaso, sólo las oportunidades.

El fracaso, como tal, como un fallo en la consecución de un objetivo o a la hora de llevar a cabo algo, existe. Yo soy de la opinión de que es constructivo y positivo aceptarlo. Estoy de acuerdo con que no se debe estigmatizar ni tiene por qué ser el fin del mundo, pero de ahí a negarlo… Eso sí, es cierto que a veces trae consigo nuevas oportunidades y si no, ¡hay que buscarlas!

10. Cada experiencia posee una estructura.

Cambiando la estructura, cambiamos también los efectos. Es verdad que podemos replantearnos nuestras experiencias, pero no veo muy claro cómo cambiar sus efectos.

Después de todo esto, ¿os habéis animado a investigar más? ¿Os atrae? ¿Qué pensáis? A mí me parece un tema súper interesante. Creo que como planteamiento vital tiene cosas muy positivas, pero no veo la parte científica por ningún lado.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here