hombre haciendo yoga

Seguro que habéis oído mil veces la palabra asana, pero quizás no sabías lo que era. Las asanas son simplemente posturas de yoga y como tales, están dirigidas a actuar tanto sobre el cuerpo, como sobre la mente. Para los que no lo sepáis, yoga significa unión, por tanto esta disciplina se centra en ambas cosas por igual.

Personalmente, me apasiona el yoga. Es una práctica accesible a cualquiera, que aporta cosas tan positivas como tranquilidad, equilibrio, elasticidad y fuerza física y mental. La unión de la mente y el cuerpo es fundamental y cada asana ha de ser ejecutada prestando atención al movimiento que estamos ejecutando y a cómo lo estamos haciendo. Se trata de fluir con nuestra respiración y ser conscientes del momento presente, así como de aprender a domar la mente mediante la disciplina. De hecho, tiene mucho que ver con la meditación.

Hay muchos tipos diferentes de yoga e iremos profundizando en el tema en los siguientes posts, pero hay una serie de posturas básicas que cualquiera puede hacer y cuyos beneficios empezaremos a notar casi de inmediato.

Es importante hacer hincapié en que tan importantes como las posturas de yoga son la respiración (pranayama) y la transición entre movimientos (vinyasa).

Empecemos por el principio, la postura fácil o sukhasana.

posturas de yoga - sukhasana

Nos sentamos en una esterilla de yoga o en el suelo, estirando las piernas y la espalda. Notaremos que estamos apoyando el peso en los isquiones y cruzaremos las piernas sin perder ese equilibrio o base. Tenemos que estar cómodos, por lo que, aunque la idea es que nuestros pies acaben colocados bajo las rodillas, en las primeras sesiones podemos sólo aproximarlos a los gemelos. Poco a poco iremos adquiriendo más flexibilidad. No hay que obsesionarse con la perfección. Todo llega.

Una vez que hayamos colocado nuestras piernas, sin alterar la rectitud de nuestra columna, apoyamos cuidadosamente las manos en las rodillas y los brazos en los muslos, cerramos los ojos y nos concentramos en la respiración. Podemos permanece en esta postura tanto como queramos.

Media torsión espinal

posturas de yoga - torsión espinal

Aprovechando la postura fácil, podemos movernos hacia una media torsión espinal, tanto a la derecha, como a la izquierda. Estiramos las piernas de nuevo, doblamos la pierna derecha y apoyamos el pie en el suelo, pasando la pierna sobre la rodilla izquierda. Luego cruzamos el brazo izquierdo sobre el cuerpo y lo apoyamos en el muslo o la rodilla derecha, de manera que nuestra columna y nuestra cabeza giren y tocamos el suelo con los dedos de la mano derecha o la dejamos simplemente apoyada ahí. Después, hacemos lo mismo del otro lado, siempre inspirando al hacer el movimiento y soltando el aire para volver al centro, donde descansamos.

La pinza. Cada día más flexibles

chica haciendo la pinza

Desde la media torsón, una vez que volvemos al centro, podemos estirar nuestras piernas, juntándolas y, poco a poco, doblar el tronco para intentar alcanzar nuestros pies con las manos mientras la cabeza se acerca a las rodillas. No os dejéis engañar, parece más fácil de lo que es, pero a medida que la practiquemos, iremos siendo más capaces cada vez de llegar más lejos con los brazos y más abajo con el tronco y la cabeza.

El bebé, una de las posturas de yoga más cómodas

yoga bebé

Doblamos las rodillas y apoyamos los muslos en los gemelos y, sobre nuestros muslos, el resto del cuerpo. Estiramos los brazos y dejamos caer la frente sobre la esterilla. Notaremos cómo nuestra espalda se va relajando.

El perro cara abajo

perro de yoga

Desde donde estamos, estiramos el tronco, apoyamos las palmas de las manos en el suelo, estiramos bien los dedos para repartir el peso, buscamos nuestros puntos de apoyo de rodillas y, cuando los tengamos, ¡hop! Levantamos hacia arriba el culo, formando una V invertida que se apoya en manos y pies.

En fin, éstas son sólo algunas de las posturas más básicas y comunes a distintos tipos de yoga. Espero que las practiquéis en casa con calma y placer, pero siempre concentrados. Os doy un tiempo para perfeccionar la técnica hasta que caiga el siguiente post sobre el tema y os dejo un vídeo de una chica que me gusta mucho. ¡Animaos!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here